Netting y el principio de no compensación: guía completa

En el ámbito empresarial, puede darse el caso de que una empresa le deba dinero a la otra y viceversa.

Es decir, que dos entidades sean acreedoras y deudoras de manera recíproca y al mismo tiempo. Y cuando esto sucede, ¿cuál es la solución?

Netting

En el caso de las empresas que llevan poco tiempo en colaboración, la falta de confianza puede impedir que cualquiera de las dos se atreva a dar el paso.

Justo en este tipo de casos surgió la figura del netting, bastante utilizada hoy en día en el mundo de la contabilidad.

Te explicamos en qué consiste y todo lo que tienes que saber sobre el netting.

✅ En este artículo aprenderás:

    ¿Qué es el netting y cómo surgió?

    El netting se entiende como una herramienta legal muy efectiva a partir de la cual se pueden regular los saldos deudores con los acreedores en las operaciones financieras entre empresas y/o profesionales. Coordina por tanto las cantidades que una parte debe abonar a la otra, siguiendo siempre la legislación vigente.

    Tiempo atrás, cuando existía un conflicto entre un acreedor y un deudor por cuestiones relacionadas con el orden de pagos, estos saldaban en efectivo la diferencia establecida.

    Así, cada uno de ellos se comprometía al pago del total de la deuda.

    Hoy en día esto ha cambiado, ya que hace años que se aprobó en España la normativa relativa a limitación de pagos en efectivo, que sanciona los pagos en efectivo superiores a 2.500 euros.

    Esta normativa considera estos pagos infracciones tributarias.

    ¿Para qué se usa el netting?

    El netting no contraviene la aplicación del principio de no compensación en contabilidad.

    Lejos de esto, es una herramienta muy bien acogida hoy en día, implementada en la mayoría de empresas tanto deudoras como acreedoras. Y ello se debe a la seguridad que aporta.

    La razón por la que las empresas utilizan el netting es para poder tratar sobre todo con los clientes que son proveedores al mismo tiempo.

    Así las deudas procedentes de dichos clientes se pueden descontar cuando estos hacen un pedido.

    ✅ ¿Qué formas existen de hacer netting?

    Por otra parte, hay que tener en cuenta que hay varias maneras de llevarlo a cabo:

    • En algunos casos, las empresas no lo aclaran y lo tratan como una imposición, lo que perjudica la relación con el proveedor o distribuidor.
    • Otras empresas optan por firmar el acuerdo a través de un contrato, en el que se reflejan todos los detalles de las cantidades que ambas partes deben, así como el importe a pagar para la liquidación.

    Embat te quiere ayudar en tu planificación financiera

    ¿Cuáles son las ventajas del netting?

    Entre los beneficios del netting cabe destacar que esta técnica permite reducir el riesgo crediticio, ya que cada parte en el contrato lo puede aplicar para un menor riesgo frente a la otra, puesto que todos los importes monetarios se harán sobre una base neta.

    ✅ Así pues, el valor de un contrato derivado sometido a netting aumentará, ya que sus activos, tasas o riesgos podrán adaptarse a las coberturas de pago que correspondan.

    ¿Dónde se regula la compensación?

    Hay opciones legales que sirven de solución a los problemas que se plantean entre deudores y acreedores.

    Al hilo de lo cual, tenemos que hablar del artículo 1.195 del Código Civil, en el que se establece en qué consiste el pago por compensación:

    "Tendrá lugar la compensación cuando dos personas, por derecho propio, sean recíprocamente acreedoras y deudoras la una de la otra".

    Es decir, hablamos de compensación cuando, en una relación, cada parte es al mismo tiempo acreedora y deudora de la otra.

    Netting, ¿qué es?

    ¿Cuáles son los requisitos para hacer el pago por compensación?

    El artículo 1196 del Código Civil establece los requisitos para que se dé la compensación:

    • Cada uno de los obligados debe estarlo principalmente, y ser al mismo tiempo acreedor principal del otro obligado.
    • Las dos deudas tienen que consistir en una suma de dinero. Si se trata de cosas fungibles, deben ser de la misma especie y calidad, en caso de que esta se hubiera designado.
    • Ambas deudas deben haber vencido ya.
    • Tanto una deuda como la otra deben ser líquidas y exigibles.
    • No debe haber sobre ninguna de las deudas retención o contienda promovida por terceros y oportunamente notificada al deudor.

    ¿Qué es el principio de no compensación?

    El principio de no compensación supone que salvo que se indique algo distinto en las normas contractuales, no hay obligación de compensar de forma económica las partidas del activo y del pasivo, o las partidas de gastos e ingresos.

    Es decir, las partidas que forman la contabilidad de una entidad se valorarán de manera independiente, en función de las cifras arrojadas por las cuentas anuales.

    Así pues, el principio de no compensación regula la compensación entre partidas, pero no dice nada respecto a los medios que deben utilizar las empresas a la hora de liquidar sus deudas.

    Entonces, los pagos realizados se materializarán cuando los saldos entre ambas empresas se hayan dado de baja.

    El registro será formalizado y contabilizará con las cuantías exportadas o importadas registradas en la tesorería, en función de las circunstancias del caso.

    En relación a las liquidaciones de las facturas, los sistemas de contabilidad podrán registrar compensaciones entre los saldos acreedores y deudores, registrando simplemente la diferencia que resulte.

    ¿Qué es el netting?

    Esto último permite hacer otra clase de compensación, sin seguir la fórmula de compensación que hemos visto anteriormente.

    ❌ Por otra parte, hay que tener en cuenta que no se puede pagar una deuda sin cobrar la cantidad que debía la otra empresa, ya que ello puede suponer una sanción por parte de la Agencia Tributaria.

    Si esto sucede, se puede dar por perdida la cuantía correspondiente al acreedor, y además se tendrá que comunicar la incidencia a los órganos de dirección de la empresa.

    Para evitar este tipo de problemas hay que prestar atención a la evolución de la tesorería y las facturas, dando uso a los medios contables más apropiados para solucionar los contratiempos en tiempo y obteniendo la mayor rentabilidad posible.

    ¿Hay alguna limitación para hacer el netting en efectivo?

    Sin duda alguna, el netting resulta muy útil para evitar complicaciones a la hora de colaborar con otras compañías, especialmente cuando se trata de empresas proveedoras e importadoras de bienes y servicios.

    Pero igualmente, esta técnica se ve afectada por algunas limitaciones.

    Teniendo en cuenta las instrucciones dadas por la Agencia Tributaria, el netting queda suscrito a las consultas vinculantes.

    En caso de producirse un contrato de cuenta corriente para la concesión de crédito, se utilizaría el netting en operaciones comerciales en las que no podrían ser desglosados los importes hasta que se cumplieran las fechas recogidas en el contrato, y hasta que se liquidara el saldo restante.

    Tras lo cual, el importe que debe pagar la empresa deudora sería correspondiente a la liquidación del saldo vinculado a la cuenta corriente.

    Embat.io es tu herramienta de planificación financiera

    Sin embargo, el principal problema de hacer el pago en efectivo es su regulación y limitación. Ningún particular puede liquidar el saldo si la cuantía es superior a 2.500 euros.

    ¿Es rentable el netting?

    Cabe destacar que siempre que se crea un vínculo jurídico a través de un contrato hay que asumir una serie de riesgos.

    De ellos, uno de los más graves es no atender al pago establecido.

    Por ello, los contratos derivados que emplean el netting también se ven sometidos a este riesgo.

    En dichos contratos derivados, se requiere que el agente económico transmita los riesgos, y que el otro particular asuma dichos riesgos.

    No obstante, la relación contractual también resulta peligrosa.

    Los riesgos a los que está sometida dicha relación guardan relación con el crédito, el mercado, los operativos y la legalidad.

    ¿A qué riesgos se enfrenta el netting?

    Veamos cuáles son los riesgos que conlleva la práctica del netting:

    → Riesgo de crédito

    Con ello nos referimos a las posibilidades de que una de las partes negociadoras incumpla lo acordado en la negociación.

    → Riesgo de mercado

    Una de las partes puede tener que asumir las pérdidas que se deriven de las variaciones de precios de los activos.

    De manera que este es uno de los riesgos que entraña la negociación en las transacciones.

    → Riesgo operativo

    El riesgo operativo fue definido en un informe emitido por el G30, y consiste en el tipo de riesgo relacionado con las pérdidas que se derivan de sistemas de control ineficientes, estrategias directivas fallidas o errores humanos.

    → Riesgo legal

    En las operaciones de créditos se asume también el riesgo legal, que supone una serie de pérdidas cuando se establece como no ejecutable el contrato estipulado.

    Ello ocurre cuando el contrato se ha creado sin atender a la legalidad, lo que conlleva que las operaciones no siguen la ley y, por lo tanto, no se pueden aplicar ni ejecutar.

    Para la empresa, esto significa que no es posible la contratación ni cancelar el contrato, porque no se cuenta con opciones legales para ello.

    En conclusión, el netting es una excelente herramienta contable para las transacciones de negocios que tienen lugar entre dos empresas, en especial en el caso de que una actúe tanto como proveedora como de cliente, ya que sirve para evitar problemas relacionados con los pagos.

    De manera que otorga una protección legal a cada una de las partes.

    Hasta aquí toda la información que puedes necesitar sobre la herramienta del netting y su uso.

    Si tienes alguna duda, no dudes en contarnos de qué se trata en los comentarios.

    Carlos Serrano

    Co-Fundador de Embat. 7 años de experiencia en el sector financiero. Ex- J.P. Morgan y TowerBrook Capital Partners.

    🔥 No te vayas sin leer estos artículos:

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Subir

    Utilizamos cookies técnicas, propias y de terceros para medir y optimizar nuestra web con el objetivo de darte la mejor experiencia de navegación y para ofrecer información dirigida a nuestros usuarios y posibles clientes. Puedes consultar todos los detalles en nuestra página de Política de Cookies. + INFO